Una tos convulsiva en el metro de Tokio, algunos síntomas de fiebre en España, una gripe algo rara en China… ¿Nos suena este panorama? Aunque los primeros síntomas pasaban desapercibidos entre la población, algo se extendía como la pólvora por los diferentes países del mundo. Nuestro orgullo de conexiones internacionales, presumiendo de una nueva sociedad sin fronteras, nos lleva al colapso. Y es que, 4 nuevas peligrosas enfermedades extremadamente contagiosas azotan la supervivencia de la humanidad. ¿Estaremos preparados para pelear y sobrevivir? ¡Resistiremos!

Pandemic es un juego de mesa de la editorial Asmodee en el que nos convertimos en miembros de un equipo de control de enfermedades que luchan juntos por controlar y acabar con las 4 temidas enfermedades que hostigan el mundo entero, poniendo en peligro a la especie humana. Un juego cooperativo en el que debemos viajar entre países, acumular información de cada enfermedad e ir atacando para lograr erradicar las enfermedades, pero sobre todo nuestra misión es encontrar las 4 curas que reduzca la curva de contagios. Debemos conseguirlo antes de que sea demasiado tarde…

Portada de Pandemic
Número de jugadores:2 – 4
Duración:45 minutos
Edad mínima:8 años
Género:set collection
gestión de mano
trading
movimiento por áreas
Complejidad:2,41 / 5
Editorial:Asmodee
Diseño:Matt Leacock
Ilustración:Josh Cappel
Christian Hanisch
Régis Moulun
Precio recomendado:39,95€

Preparación de partida

Los casos de contagio se expanden, esos síntomas más comunes de otras enfermedades se están volviendo más mortíferos, por lo que los Centros para el Control y la Prevención de enfermedades buscan a sus mejores hombres y mujeres para comenzar la investigación de las curas y plantar cara a estos nuevos virus.

Desplegamos el tablero en el centro de la mesa, al alcance de todos los jugadores y colocamos un centro de investigación en la ciudad de Atlanta, de este lugar partiremos al comienzo de la partida. Para determinar el color de nuestro peón de juego, repartimos al azar una tarjeta de personaje a cada jugador. Además, cada uno de estos científicos se especializan en un campo, por lo que nos aportarán una habilidad muy útil, que tendremos que ir descubriendo como sacarle el mayor fruto.

En Pandemic luchamos contra 4 enfermedades representadas por cubitos de 4 colores (negros, amarillos, azules y rojos), que reflejan la propagación de estos virus por el mundo. A cada enfermedad le corresponde una cura (botes de vacunación), estas se colocan en la zona baja del tablero, desplazándose y tapando la enfermedad correspondiente cuando ha sido encontrada su cura. Y girando dicho indicador, cuando haya sido erradicada.

En función del número de jugadores, cada uno recibe un número determinado de cartas de jugadores (con una cruz médica azul en su reverso), esta será su mano inicial.

  • 2 jugadores: 4 cartas en mano.
  • 3 jugadores: 3 cartas en mano.
  • 4 jugadores: 2 cartas en mano.

Con el resto de cartas se va a formar un mazo común de robo, en el cual se van a incorporar de forma correlativa cartas de Epidemia (verdes y con señal de advertencia). Según el nivel de dificultad que le queramos dar a la partidas se pueden incluir 4, 5 o incluso 6 cartas de este tipo. Dividimos el mazo en montones, según el número de cartas a incluir, y colocamos una carta de Epidemia encima de cada motón. Para acabar uniendo todos los montones, situando uno encima de otro, formando el mazo de robo de todos los jugadores.

Por otro lado, barajamos el otro mazo de cartas de color verde, mazo de infección de ciudades, y preparamos la batalla vírica inicial. Desvelamos las 3 primeras cartas y colocamos 3 cubos de enfermedad en cada una de estas ciudades del color correspondiente a la carta. A continuación, volvemos a robar 3 cartas de infección y situamos 2 cubos de enfermedad en esas ciudades. Y finalmente, tras robar 3 cartas de nuevo, ponemos 1 cubo de enfermedad en estas últimas ciudad. ¡La guerra sanitaria ha empezado!

El jugador inicial en Pandemic será el que posea la carta de ciudad con mayor población o luchando a piedra-papel-tijera.

Setup listo para jugar una partida a 4 jugadores

¿Cómo se juega a Pandemic?

En Pandemic nuestro objetivo de juego es trabajar juntos en encontrar las 4 curas de las peligrosas enfermedades (azul, amarilla, roja y negra) que atemorizan al mundo entero. En este juego de mesa cooperativo, en el que debatimos y opinamos todos, se juega por turnos, en los que el jugador activo tendrá la voz cantante en las decisiones. El turno de juego de cada jugador se divide en 3 fases:

  • Realizar 4 acciones. Las opciones son viajar y movernos por el tablero por diferentes medios: tierra-mar (usando una acción, movimiento corto) o con vuelos directos, chárter o puente aéreo (gastando una carta de nuestra mano, movimientos más lejanos). Otras acciones son construir un centro de investigación (descartando la carta de ciudad en la que lo vayamos a realizar y situándonos en ella), tratar una enfermedad (descartando un cubo de la enfermedad en la ciudad que ocupemos), compartir información con nuestros compañeros (debemos estar en la misma ciudad e intercambiar la carta de dicha ciudad) y/o descubrir una cura con 5 cartas del mismo color (tendremos que estar además en un centro de investigación). Estas acciones se pueden combinar cómo queramos siendo nuestra estrategia, las cartas utilizada van a la pila de descartes. ¡Ojo! Cuando hayamos descubierto una enfermedad y, además, consigamos acabar con todos los cubos de ese color en el tablero, habremos erradicado dicha enfermedad, logrando que no vuelvan a aparecer contagios de ese color aunque se desvelen nuevas cartas. ¡Una batalla ganada!
  • Robar 2 cartas del mazo de jugadores (ciudades y eventos). Tras jugar nuestras acciones, cogemos 2 cartas del mazo azul. Nuestro límite de cartas en mano es 7, será obligatorio descartarse las cartas sobrantes. Por otro lado, siempre podremos también usar los eventos en este momento (estos se pueden utilizar en cualquier momento del turno). Sin embargo, si robamos una carta de Epidemia se desencadenan las siguientes 3 acciones: propagar (se mueve el indicador de propagación 1 casilla), infectar (se roba la carta inferior del mazo de infección y se colocan 3 cubos de enfermedad en dicha ciudad, si ya tenía cubos se le añaden hasta tener finalmente 3 cubos y se produce un brote, infectando a las ciudades conectadas con 1 cubo) e intensificar (barajamos el mazo de descartes de cartas de infección y colocamos dichas cartas encima del mazo).
  • Infectar ciudades. En esta fase de Pandemic debemos desvelar tantas cartas de mazo de infección como indique el nivel de propagación de 2 – 4 cartas. E inmediatamente, colocamos 1 cubo de enfermedad en la ciudad de dicha carta. Las ciudades pueden contener como máximo 3 cubos de enfermedad, independientemente del color, si este número debe aumentar sucede un brote que infecta al resto de ciudades colindantes, aumentando el indicador de brotes. ¡Advertencia! Mucho ojo en dejar una zona olvidada, los brotes se pueden encadenar.

Después de haber intentado poner nuestro granito de arena en la misión sanitaria e infectado ciudades, nuestro turno de juego acaba y le damos el relevo al siguiente. El orden de juego sigue el sentido horario, marcando el turno de cada jugador. Aunque como he mencionado, en este juego todos compartimos ideas y estrategias, somo un equipo.

Cooperar para evitar la propagación de los virus

Fin de la partida

La partida a Pandemic puede acabar con una gran celebración mundial o con el apocalipsis y desastre sanitario. Los jugadores ganan la partida si descubren a tiempo las 4 curas de las enfermedades (no es necesario erradicarlas).

No obstante, la derrota y catástrofe de salud puede ocurrir de 3 formas diferentes, así que mucho ojo a estos indicadores de alarma sanitaria:

  • Cuando el indicador de brotes alcanza la última casilla del marcador. El símbolo de calavera no es una buena señal, los contagios son incontrolables.
  • Si no quedan suficientes cubos de alguna de las 4 enfermedades en el almacén, para colocarlos en el tablero. Esa enfermedad ha ganado la batalla pandémica.
  • Al no poder robar un jugador 2 cartas del mazo de ciudades y eventos. Nos hemos quedado sin recursos para plantar cara a las enfermedades.

Si se produce cualquiera de estas posibilidades durante la partida, el juego acaba inmediatamente. No finaliza el turno del jugador activo.

Los jugados llegan a una ciudad para intercambiar cartas

Reseña del juego de mesa Pandemic

Lo que parecía un brote controlable y sin importancia, está originando colapsos en hospitales y el pánico en la población. Si hacer frente a una nueva enfermedad no nos parecía suficiente reto, en este juego de mesa debemos luchar nada más y nada menos que con 4 terribles enfermedades, que poseen un ritmo de contagio caótico. La curva de contagios no para de crecer, el pico parece lejano. La única solución viable en Pandemic, encontrar las 4 curas que salven a la humidad de un trágico fin.

Con esta temática tan inmersiva y a la vez, desgraciadamente, tan actual se presenta el juego de mesa cooperativo Pandemic. Somos un equipo de científicos especializados en el control de enfermedades, que debe viajar por todo el mundo para controlar la propagación, recopilar información de todos las ciudades, intercambiar datos e intentar encontrar la vacuna de los 4 nuevos virus. En la época actual, jugarlo es un acto de superación y rebeldía contra la Covid-19, así como nos hace ser más conscientes de la capacidad de transmisión mundial de los virus y de la importancia de las vacunas para acabar con la devastación sanitaria que producen. ¿Tenemos ganas de tomar el control y salvar la humanidad? Sintamos el poder de tratar una enfermedad, encontrar una cura y erradicar el virus. Pero ¡cuidado!, que también tendremos que hacer frente a peligrosas infecciones, brotes encadenados y al estrés de estar al límite de perder la batalla.

En este juego de mesa nunca debemos bajar la guardia y confiarnos en tener controlada la situación. Cuando menos nos lo esperamos aparece la carta de Epidemia, añadiendo un nuevo punto caliente en el mapa con 3 cubos de enfermedad y colocando de nuevo en el mazo de robo las ciudades ya infectadas. Con todo ello, aumentan con creces las posibilidades de sufrir un brote o un efecto en cadena de brotes, que vuelvan la partida un auténtico caos. La propagación encadena de brotes suele ser nuestro talón de Aquiles, junto a la falta de cartas de jugadores en el mazo de robo, lo que termina la partida antes de que culminemos nuestro plan maestro, hasta en partidas en las que parecía que todo iba a favor.

Pandemic es un juego frenético, que produce vértigo constantemente. Sobre todo, en las partidas que incluimos 5 o 6 cartas de Epidemia (verdes) elevando el nivel de dificultad con más acciones de propagar, infectar e intensificar. ¡Qué temor cuando aparecen estas cartas! Para combatir la propagación incontrolable e estas enfermedades en juego, es muy importante la coordinación entre jugadores y el buen uso de las habilidades de personaje. Aunque en un primer vistazo no le veamos la utilidad a algunas de los roles de personajes, todos pueden salvar las castañas del fuego en más de una ocasión si sabemos utilizarlos y/o posicionarlos correctamente. Además, las cartas de evento pueden ser un flotador salvavidas en ciertos momentos de la partida, usémoslas con coco.

Este juego de mesa es sencillo de jugar, con mecánicas de set collection para encontrar la cura, gestión de mano y movimientos por áreas. La buena comunicación y acuerdos estratégicos tomados por el grupo de juego, son claves para lograr la victoria y acabar con la pandemia que asola el mundo. Pandemic escala bien a cualquier numero de jugadores, disfrutando las partidas tanto a 2 como a 4 jugadores. Lo que sí es cierto, es que cambia nuestra visión de juego, ya que el mazo de cartas de jugadores (azul) es fijo independientemente de cuantos juguemos. Mientras que a 2 jugadores pasan más cartas de ciudad por nuestra mano, a 4 se reduce este número siendo más vital el intercambio de información durante toda la partida. ¡Ojo! Esto no quiere decir que en pareja esta acción no sea necesaria, pero pasa a ser menos recurrente. No obstante, como todo juego de cartas también influye la diosa fortuna y el odioso azar.

El virus rojo se propaga con rapidez desde Bangkok

Otro punto a resaltar en la reseña, es que en las primeras partidas nos enfocábamos más de la cuenta en erradicar alguna enfermedad, perdiendo un valioso tiempo que al final nos pasaba factura. El propio reglamente nos advierte que esta acción no es condición de victoria, por lo que solo debemos intentarlo ferozmente si se nos pone a tiro, por lo menos bajo mi experiencia.

Por otro lado, recordar algunas reglas que se suelen olvidar: no se roba una carta adicional si cogemos la carta de Epidemia, la acción descubrir una cura se debe realizar situados en un centro de investigación y solamente se puede intercambiar la carta de ciudad en la que nos encontremos ambos jugadores.

Pandemic es un juego con un gran recorrido desde su lanzamiento en 2008, envejeciendo como el buen vino, siendo merecedor de grandes reconocimientos internacionales. Por su buena acogida en el mundo jugón, se ha ido reinventando con múltiples expansiones (¡Al límite!, En el laboratorio y Estado de Emergencia), nuevos ambientes (Respuesta Rápida, La Cura, Zona 0, La Caída de Roma o El Reino de Cthulhu) e incluso un aclamado modo Legacy (Temporada 1, 2 y 0) y una edición especial 10º aniversario. ¿Cuál habéis probado de esta gran lista, jugones? Me muero por probar un Pandemic: Legacy.

Pros

  • Temática e inmersión: este juego de mesa consigue la sensación de caos, descontrol y peligro de propagación de una auténtica pandemia, como la que estamos viviendo. ¿Qué hay más emocionante que jugar a Pandemic durante una pandemia real? Aquí, en nuestras manos está que todo acabe bien.
  • Frenético: las partidas son muy dinámicas, con continuos giros de expansión vírica a los que hacer frente. Y es que en cualquier momento, puede aparecer una epidemia con nuevas ciudades infectadas y brotes con efecto cadena.
  • Sencillo: se aprende rápidamente a jugar, con acciones fáciles de ejecutar y recordar. Un juego de mesa familiar que gusta a jugones de pro y a los menos jugones, ya que la victoria es exigente de lograr.

Contras

  • Azar: el robo de cartas de ciudad puede ser desquiciante, sin lograr durante varios turnos las carta del color que nos faltaba. De ahí, la opción de los intercambios entre jugadores, pero que no son nada fácil de realizar. A su vez, el despliegue de infecciones puede ser devastador si tenemos la mala suerte de enlazar brotes.
  • Variabilidad: en Pandemic el objetivo y cometido de nuestro grupo de investigadores no cambia en ninguna partida. Sin embargo, existen otras modalidades y expansiones que le aportan más diversidad al juego base.
  • Efecto líder: no es un contra del juego, pero sí debemos pensar con quién lo jugamos. El papel que suelen tomar nuestros amigos y amigas con los juegos cooperativos, nos da una idea del resultado de la partida y del disfrute, ya que en este juego es fundamental ponerse de acuerdo y remar en la misma dirección. Un jugador con un rol negativo de efecto líder o la mala coordinación, pueden general el apocalipsis sanitario.

Mi veredicto

Cierro la reseña mencionando que Pandemic es uno de esos juegos de mi ludoteca que siempre que sale a mesa entusiasma, pica e incluso desquicia a los jugones. Es un juego sencillo pero que exige una buena comunicación y coordinación de equipo, lo que funciona o no con determinados grupos de jugones. Este dinámico título familiar es de los primeros y mejores cooperativos que he jugado, por lo que se lleva mi emblema de juego recomendado.

Os recomiendo este juego para vuestra ludoteca
5% de descuento en ¿Jugamos una?
clic en el enlace