Un salvaje espacio por descubrir nos espera en el juego de mesa Wild Space. Se ha encontrado una nueva galaxia al borde del Imperio, que tendremos que explorar y conquistar para prosperar en este universo de ciencia-ficción animal. La expedición que reclute a la mejor tripulación para la aventura galáctica, se ganará el respeto de este fiera Imperio y una fortuna en créditos. ¡Qué gane el mejor… o el que más garra le ponga a la competición!

En el juego de cartas Wild Space de la editorial Tranjis Games nuestra misión espacial es conseguir la tripulación más completa y preparada para la invasión a los nuevos planetas con un comandante, especialistas, agentes y robots. Para ello, debemos optimizar lo mejor posible nuestra mano de cartas y crear grandes combos, que nos permitan aprovechar al máximo nuestras acciones y turnos de juego. De esta forma, vamos ganando ventaja con respecto a nuestra competencia aeroespacial.

Número de jugadores:1 – 5
Duración:30 minutos
Edad mínima:10 años
Género:gestión de mano
set collection
Complejidad:2,15 / 5
Dependencia idioma:baja
Editorial:Tranjis Games
Diseño:Joachim Thôme
Ilustración:Amélie Guinet
Precio recomendado:22,45€
Portada de Wild Space

Preparación de partida

Vamos a inspeccionar una nueva galaxia y darle nuestro toque salvaje. En el juego de mesa Wild Space procuraremos hacernos con una tripulación un tanto animal, ¿conseguiremos dominarla? ¡Vamos a ello!

En primer lugar, preparamos la galaxia a explorar en nuestra mesa de juego. Colocamos los 2 planetas iniciales (símbolo de casa en una de sus esquinas) boca arriba en el centro. Después, se toman al azar un planeta de cada tipo restante, los cuales colocamos boca abajo y en orden ascendente según los tripulantes requeridos, indicando el número mínimo de tripulación que debemos tener para su exploración. Cuanto más lejos esté el planeta, más tripulación necesitamos para ponerlo en juego.

Posteriormente, vamos a disponer la zona de juego y cartas de cada jugador o nave espacial. Se reparte boca arriba una carta de comandante a cada jugador al azar, este será el primer tripulante de nuestra nave. Elegimos un color de juego que nos identificará en esta aventura de exploración espacial, cogemos las 5 naves y la ficha de élite de este mismo color, esta última se sitúa en nuestra carta de comandante a la izquierda de las casillas de beneficios.

Finalmente, formamos un mazo con todas las cartas de tripulante y se revelan boca arriba las 3 primeras cartas, que será la reserva. Cada jugador roba, de este mismo mazo, para formar su mano inicial con 3 cartas. Las cartas en mano son siempre secretas, así que jugadlas con astucia y estrategia.

Setup listo para el despegue de los 2 equipos

¿Cómo jugar a Wild Space?

¡Ha llegado la hora de descubrir y explorar este Wild Space! Nuestro principal objetivo en este juego galáctico es conseguir el mayor número de créditos posibles al final de la partida. La riqueza en créditos se consigue con la mejor combinación de cartas de tripulación. ¡A explorar con nuestra nave de forma salvaje!

El jugador inicial es el que haya visto un animal más recientemente y seguimos el turno de juego en sentido horario.

Cada turno de juego consta de 2 pasos, que se realizan siempre en este orden:

Paso 1. Mover una nave

En este paso tenemos la posibilidad de elegir entre 2 opciones, que nos ayudan a obtener nuevas cartas o a jugar las que ya tenemos en mano.

  • Aterrizar una nave: esta acción la podremos usar si nos quedan naves en nuestra reserva. Para aterrizar una nave en un planeta, la colocamos en la región inferior en 1 de los 2 sectores del planeta. Aterrizamos en el planeta en cuestión si nuestra tripulación consta de al menos tantas cartas como indica la loseta de planeta (excepto en la loseta inicial que no hay mínimo). Las losetas de planeta pueden requerir 3, 6 o incluso 9 tripulantes para poder conquistarlas. No está permitido aterrizar más de 1 nave en el mismo sector, pero sí en ambos sectores de una misma loseta, es decir, un planeta es capaz de albergar como máximo 2 de nuestras naves, 1 en cada sector.
  • Explorar un planeta: para realizar esta acción, previamente tendremos que haber aterrizado en ese planeta una de nuestras naves. En esta ocasión, movemos nuestra nave a la parte superior de la loseta del planeta en el mismo sector. Las naves que han explorado agotan sus fuerzas y no pueden volver a moverse, gastamos su acción.

Tras mover nuestra nave, se resuelve la acción correspondiente que se indica en la loseta del planeta, como voy a explicar a continuación.

Paso 2. Resolver la acción del planeta

Tras aterrizar o explorar con nuestra nave en un planeta toca realizar las acciones que indiquen las losetas, dependiendo del sector en el que nos encontremos. Algunas acciones requieren de una serie de condiciones previas que hemos de cumplir para hacerlas las cuales, si no las cumplimos, no podemos aterrizar en ese sector de Wild Space. Las barras negras nos dan a elegir entre varias opciones. Hay 2 tipos de acciones:

  • Obtener cartas: escogemos entre tomar la carta superior del mazo o 1 de la reserva (la cual se repone inmediatamente). Si tenemos que obtener varias cartas, podemos elegir de dónde tomarlas de forma independiente. Estas cartas siempre van a nuestra mano y no hay límite de cartas en mano. ¡Ojo! En cualquier momento de nuestro turno, existe la posibilidad de descartarnos 1 carta de la mano para renovar la reserva, revelando 3 cartas nuevas (se puede hacer tantas veces como queramos).
  • Jugar una carta: con esta acción bajamos las cartas de nuestra mano a nuestra zona de juego, aplicando su habilidad inmediatamente (opcional). ¡Atención! Algunas habilidades tienen una condición a cumplir, si no la cumplimos podremos jugar la carta pero no activar su habilidad. Las cartas jugadas pueden (y es la mejor opción para ganar) encadenar habilidades de forma consecutiva, optimizando nuestra acción al máximo. Por otro lado, las cartas de tripulantes de élite (icono de medalla) nos permiten avanzar la ficha de élite en nuestra carta de comandante, otorgándonos beneficios muy útiles.

El turno de cada jugador en el juego de mesa Wild Space acaba cuando ha movido 1 nave y ha realizado la acción correspondiente, con sus habilidades y beneficios. Tras cada turno, se comprueba el número de tripulantes que tenemos en juego (incluyendo al comandante). Si el número es igual o mayor al número indicado en 1 de las losetas de planeta, se voltea. A partir de ahora ese planeta es accesible para los que cumplan la condición de número de tripulantes. El turno pasa al siguiente explorador de Wild Space.

Entrando en la recta final para conocer al vencedor de este duelo salvaje

Final de la partida

En el juego de mesa Wild Space la partida acaba cuando todos los exploradores espaciales hayan movido sus naves 2 veces, es decir, contamos con 10 turnos.

Cuando nuestra exploración en la nueva galaxia ha finalizado, llega el momento de comprobar los créditos conseguidos por cada expedición. La tripulación reclutada durante la partida otorga los siguientes puntos:

  • Misma especie: a partir del 3º animal de la misma especie, cada uno vale 5 créditos, es decir, tenemos que tener al menos 3 animales de la misma especie para puntuar, los 2 primeros no aportan créditos.
  • Especies diferentes: cada conjunto completo de 6 animales de especies distintas otorga 15 créditos.
  • Cartas de Agente: nos proporciona créditos al cumplir los objetivos de misión indicados en cada carta.
  • Cartas de Robot: algunas de estas cartas proporcionan créditos, los cuales se muestran en la esquina superior izquierda.
  • Ficha de Élite: si hemos avanzando lo suficiente como para alcanzar o sobrepasar la casilla que muestra el icono de créditos, ganamos el número indicado.

Finalmente, sumamos el número de créditos totales conseguidos. El jugador más rico ganará la partida a Wild Space. En caso de empate, el jugador con menos tripulantes, con menos gente a la que agradecer la victoria y más mérito.

Modo solitario

Wild Space cuenta con un modo solitario en el que nos enfrentamos a un contrabandista, un oponente virtual controlado por la inteligencia artificial del juego. Para ganar, como en el juego con más personas, debemos conseguir ser los más ricos, logrando más créditos que él.

Además, cuenta con 3 niveles de dificultad que se determinan con la elección de los planetas hostiles puestos en juego. En este modo, en vez de usar las losetas de planeta para explorar, utilizamos las cartas de planeta hostil. ¿Todo estará en nuestra contra o capearemos el temporal?

Múltiples planetas a los que viajar y explorar

Reseña del juego de mesa Wild Space

En Wild Space exploramos nuevos planetas de una galaxia desconocida, para ser los más reconocidos y ricos aventureros espaciales. Para conseguirlo, nos tendremos que hacer con la mejor tripulación animal, poniendo colmillos y garras en la competición. ¡Toda una batalla galáctica y muy animal! La temática espacial es una de mis preferidas en los juegos de mesa, en el artículo juegos de mesa del espacio os hablo de algunos de mis juegos espaciales favoritos. Así, por su atractivo cósmico, llamó mi atención de primeras este juego de mesa de la editorial Tranjis Games, que vamos a conocer más en esta reseña. ¡Aprovechemos las maravillas de esta nueva galaxia!

Nos encontramos ante un juego de cartas estratégico y sencillo, en el cual nuestro objetivo es intentar combar el mayor número posible de cartas de tripulación en cada uno de nuestros turnos (contamos con 10 turnos en total, que parecen muchos pero se hacen realmente cortos). Con cada cartas que juguemos en nuestra zona no solo aumentaremos y reforzaremos nuestra tripulación, sino que también nos hace ganar créditos. En Wild Space, los créditos (puntos de victoria) se consiguen principalmente (el groso de puntos) con la unión de tripulantes de la misma especie, aunque también nos lo otorgan los de distinta especie, las cartas de agente (si cumplimos sus requisitos), las cartas de robots y el comandante (si pasamos dicho indicador). ¡Atención! Es fundamental que meditemos bien el uso de nuestras acciones (robar o jugar) y el orden en el que juguemos nuestras cartas, esto decidirá nuestra partida, reduciendo o aumentando nuestras posibilidades de combar cartas, lo cual es la base del juego.

Por tanto, Wild Space es un juego de mesa con mecánica de gestión de mano y set collection, con reglas y acciones sencillas que lo hacen accesible a un amplio público de jugones, perfecto para los que se quieran iniciar en el mundo de los combos. Por otro lado, es necesario en cada turno usar nuestra mejor maniobra táctica para aprovechar al máximo nuestras cartas en mano y lograr hacer combos inteligentes. La opción de renovar la reserva puede sernos útil para mejorar nuestras opciones de robo o para fastidiar la jugada a los contrincantes, pero nos costará una carta de nuestra mano. Otra gran ventaja nos la dan las cartas de agente, que nos hacen ganar créditos extras al cumplir sus condiciones, hacernos con ellas será una buena baza para ganar.

En relación a su estética y componentes, me parece un juego de mesa llamativo con ilustraciones alegres y de buena calidad en general. Aunque sus animales espaciales parezcan en son de paz, estamos en guerra por los cotizados créditos galácticos. ¡No hay que olvidarlo! Los meeples de nave me parecen originales y le dan un toque de personalidad al juego. Las losetas de planeta aportan más rejugabilidad cambiando las condiciones para su aterrizaje según las que elijamos (o toquen) en cada partida, pero quizás algunas más no hubieran venido mal. Sin embargo, la mayor dosis de rejugabilidad la aporta la expansión gratuita “Base espacial” en PnP que la propia editorial Tranjis Games nos ofrece en su página web (enlace descarga), en la que cada jugador cuenta con una base espacial diferente que aporta habilidades para la activación de los despegues de nuestras naves. ¡Más chicha para el juego y gratis!

Finalmente, mencionar que el juego escala perfectamente a cualquier número de jugadores, por su baja interacción entre jugadores, únicamente puedes fastidiar al prójimo con la reserva de tripulantes. Lo he jugado sobre todo a 2 jugadores, disfrutando sus partidas muchísimo por su rapidez y satisfacción al combar, consiguiendo buenos duelos. A pesar de los grandes fracasos que en ocasiones he cometido por no controlar a qué especies va mi rival y regalarle un arsenal de monos o quedarme sin acciones con muchas cartas de provecho en mano, pero esto me hace aprender para próximas y disfrutar más cuando sale un buen combo. También lo he jugado a 4 jugadores y se juega igualmente bien, pues como he mencionado por la casi nula interacción. A más jugadores lo que ocurre es que el mazo se agota antes y nos pueden robar nuestros preciados tripulantes de la reserva con más facilidad. No le pongamos ojitos a algún tripulante fuera de nuestro turno, pues puede acabar en manos de otro.

Pros

  • Estrategia: el encadenamiento de combos con las habilidades de las cartas que juguemos nos hace pensar bien nuestra jugada, equipándonos bien la mano para hacer un despegue y aterrizaje en mesa dignos. En Wild Space tenemos 10 turnos para hacer nuestra mejor jugada y superar al resto de exploradores galácticos. ¡Ponedle garra y coco a la misión!
  • Accesible: cuenta con unas reglas fáciles y las acciones que se realizan son simples: robar cartas y jugar una carta (bajarla a mesa), con la que comenzamos a combar cartas. Por lo que es fantástico para jugadores que se quieren iniciar a los juegos de cartas de combos, pero que también se disfruta por los más jugones.
  • Rapidez: las partidas duran poco, por lo que suelo echar alguna que otra revancha. Las decisiones podemos ir tomándolas en el turno del rival pues, como la interacción es baja, solo habrá que revisar la reserva de tripulantes. Quizás si nos topamos con un hueso duro de AP se ralentice el juego, pero en general sus partidas son dinámicas y rápidas.

Contras

  • Azar: el robo de cartas y la búsqueda en concreta de algunos animales o condiciones en las cartas para nuestra estrategia, puede hacernos descarriar nuestra partida si no contamos con la suerte de que aparezcan en el momento adecuado. Como la mayoría de juegos de cartas el azar está presente en nuestras opciones y posibilidades de victoria.
  • Baja interacción: en el juego Wild Space cada jugador forma su mano y juega sus acciones de nave, sin verse perjudicado por los rivales. Únicamente vamos a fastidiar o intervenir en el juego del oponente con el robo o eliminación de cartas en la reserva de tripulantes.
  • Variabilidad: las losetas de planeta proponen en su fase de exploración siempre las mismas acciones, esto le da equilibrio al juego permitiendo tanto robar cartas como jugarlas para montar nuestra estrategia, pero un mayor número de losetas sería un plus. No obstante, la expansión mencionada en la reseña arregla gratamente este contra, dándole una mayor rejugabilidad al juego.

Mi veredicto

Cierro la reseña del Wild Space resaltando que es un juego de combos accesible y entretenido, en el que sacaremos nuestro lado más animal para ser los mejores exploradores galácticos. Un juego ligero y rápido, pero que requiere una buena estrategia táctica en la construcción de nuestra mano de cartas y su juego para combinarlas. De esta forma lograremos, o al menos intentaremos, sacarle el máximo partido a las acciones de nuestros turnos (contando solo con 10). Por estas razones, le entrego mi emblema de juego recomendado.

Don Meeple recomienda que lo tengáis en vuestra ludoteca
5% de descuento en ¿Jugamos una?

Si te ha gustado compártelo en

WhatsApp